Métodos de virtualización avanzada

Los intermediarios fuera

La idea detrás de una mayor parte de las tecnologías de virtualización de servidores supone la existencia de un «mediador entre la máquina virtual huésped por un lado, y, por el otro el host físico donde se gestionan los recursos. El beneficio con que se destaca un Servidor Privado Virtual KVM es que la compilación de la tecnología KVM ocurre dentro del núcleo de la máquina física, por lo que no hace falta utilizar un software adicional – el sistema operativo huésped se conecta directamente con el servidor. El resultado será menos sobrecarga y más rendimiento.
Métodos de virtualización avanzada

Una utilización de los recursos mucho mejor

Asignaciones de servidor a su entera disposición

Al eliminar la sobrecarga que consiste en la existencia de un nivel de virtualización extra a través de la cual se encamina toda la comunicación con el servidor principal, los Servidores Privados Virtuales KVM podrían obtener los beneficios de un algoritmo de explotar los recursos del servidor considerablemente mejor. Los pasos de la virtualización KVM se caracterizan por una integración directa en el núcleo del SO del host, o sea que todos los Servidores Privados Virtuales se conectan con el hardware del servidor directamente. La menor redundancia en la comunicación equivale a un rendimiento en condiciones reales mucho más rápido frente a los demás sistemas virtualizadores.
Una utilización de los recursos mucho mejor

Un control total cuando se trata del sistema operativo

La limitad total de desplegar el SO que quiera

Lo que se puede considerar una limitación de los Servidores VPS, en comparación con los servidores dedicados, resulta ser el sistema operativo en sí – generalmente usted está limitado a una lista de sistemas operativos que ofrece el proveedor del servicio. Contando con VPS KVM, sin embargo, tiene la opción – en gran medida - instalar un sistema operativo cualquier que sea compatible con los requisitos del servidor o los recursos de hardware del servidor madre. Un hecho real que se ha conseguido gracias al método único de virtualización KVM. KVM es un instrumento integrado en el sistema operativo del servidor, con lo que las máquinas huésped se comunican con el hardware de forma directa, descartando la necesidad de facilitar más un nivel de comunicación, presente en varias soluciones de virtualización alternativas.
Un control total cuando se trata del sistema operativo
  • Centro de Datos de EEUU
  • Centro de Datos de EEUU

    Steadfast, Chicago, IL